Unplugged: Air Guitar – Análisis

Air Guitar, un videojuego imprescindible para amantes del rock and roll

Unplugged: Air Guitar
Fecha de lanzamiento
21 octubre, 2021
Desarrollador
Anotherway
Editor
Vertigo Games
Plataformas
Steam VR | Meta Quest

Si os preguntara a cada uno de vosotros si habéis hecho alguna vez el gesto de tocar la guitarra con las manos, como si os invadiera el espíritu de Tom Morello o Mark Knopfler, estoy seguro de que me diríais que sí, que lo habéis hecho. Tocar la guitarra en el aire es un movimiento clásico del rock and roll y sus fans y, de hecho, el Air Guitar es una disciplina que tiene muchos adeptos. Tantos, que por el mundo se han realizado en varias ocasiones campeonatos de habilidad de esta «modalidad».

Pero, ¿y si dejamos la fantasía y pasamos a la acción? ¿Y si existiera un juego que sí pone una guitarra imaginaria en nuestras manos y nos dejara tocar unos acordes como el bueno de Slash? Pues dejad de imaginarlo, porque el videojuego es real, es de realidad virtual, se llama Unplugged: Air Guitar y este es mi análisis de este fantástico título musical que me tiene absolutamente viciado en los últimos días.

Al ritmo de la guitarra

Si leéis PCMGames sabréis que desde hace unas semanas también hablamos de videojuegos de realidad virtual y establecer esta sección es algo que no se hace de la noche a la mañana, claro. Digo esto en este artículo porque no quiero llevar a nadie a engaños: Unplugged: Air Guitar, videojuego desarrollado por Anotherway y editado por Vertigo Games, salió hace meses al mercado. Pero, recientemente, el estudio lanzó el «Riff Pack», el primer DLC del juego. Aprovechando su salida y la nueva incursión de PCMGames en la RV, hemos podido reseñarlo ahora.

Unplugged: Air Guitar

La premisa de Unplugged: Air Guitar es simple y muy familiar: tenemos que tocar canciones de rock and roll con una guitarra siguiendo el ritmo y las directrices que el juego nos marca, en diferentes modos de dificultad. Sí, es un heredero natural de Guitar Hero o Rock Band, pero con una particularidad muy importante: aquí no tenemos guitarra física, ni siquiera usamos mando ni periférico alguno. ¿Y cómo se juega? ¡Pues con las manos!

Unplugged: Air Guitar se aprovecha de la tecnología de Meta Quest 2 y utiliza las cámaras externas de las gafas de realidad virtual de Meta para vernos. De esta forma, y gracias al seguimiento de manos, el juego utiliza el movimiento de nuestras manos y dedos como los controladores. En este videojuego tocamos, literalmente, una guitarra en el aire, invisible e imaginaria, con la diferencia de que sí la vemos en el juego con nuestras gafas de realidad virtual. ¿El resultado? Un título muy adictivo y que me ha atrapado de forma increíble.

Unplugged: Air Guitar

El seguimiento de manos de Meta Quest 2 sigue mejorando y el juego, de hecho, se beneficia del «hand tracking 2.0» que Meta introdujo en la v39.0 del firmware del dispositivo, ya que recibió una actualización hace unos días. En líneas generales, el trabajo es fantástico y me ha dejado realmente alucinado el gran uso de esta tecnología. Su aplicación no es perfecta y a veces hay pequeños desajustes, pero son momentos completamente puntuales y aislados. Es una gozada jugar de esta forma y ver nuestros dedos reaccionar sin ningún tipo de input lag.

Aún así, tened en cuenta que es un juego en el que la curva de dificultad al principio es algo alta, y no por el propio título, sino porque hay que cambiar el chip mental. Me explico. En Guitar Hero uno tiene de referencia la guitarra física, siente lo que toca, tanto en los trastes como al rasguear, y eso sirve de guía para acostumbrarse al juego. En Unplugged: Air Guitar tocamos al aire, no tenemos ninguna referencia, y al principio es algo que choca, porque ni siquiera sabes cómo colocarte de forma correcta.

El juego comienza con un tutorial que te enseña todo lo que debes saber y las primeras canciones en modo fácil son muy sencillas. La curva de dificultad de las canciones es correctísima; vuelvo a dejar claro que me refiero a un tema casi «mental» de llegar a acostumbrarnos a no tocar nada con nuestros dedos. Una vez que esa primera fase de sorpresa se supera, la magia fluye y la experiencia pasa a otro nivel.

Unplugged: Air Guitar

Estrella de la música

He disfrutado una barbaridad de Unplugged: Air Guitar y os prometo que hacía tiempo que no sentía algo así con un videojuego (¡y lo pienso seguir haciendo!). Soy una de esas personas a las que Guitar Hero le marcó y este título ha sido como volver a eso, con una experiencia nueva y una inmersión increíble. Cuando empiezas a acertar notas, a moverte por el mástil, a acumular multiplicadores de puntos y a creerte una verdadera estrella de la música sonríes por pura inercia.

El «tracklist» es genial, con variedad de estilos dentro del rock, con temas muy conocidos y con grandes grupos haciendo acto de presencia, como Weezer, Tenacious D o Lynyrd Skynyrd, por citar tres. Reconozco que he echado en falta más canciones y la lista se me ha quedado corta, pero hay que señalar que obtener este tipo de licencias siempre es muy costoso y estamos ante un videojuego de corte independiente; muy buen trabajo han hecho aunque uno quiera más.

De hecho, ya que estoy con las canciones, tengo que decir que el «Riff Pack» DLC incluye cuatro temas adicionales de Muse, Rob Zombie, Slayer y Gossip por un precio de 5,99 euros. ¿Lo recomiendo? Rotundamente sí, pero entiendo que para algunos jugadores puede resultar algo caro. Insisto en lo comentado antes: las licencias en estos juegos son complejas y el contenido es de muy buena calidad. Pasa un poco como con Beat Saber, que las canciones de los DLC están trabajadísimas a nivel de gameplay y merecen mucho la pena.

En cuanto a los modos de juego, aquí quizá es donde el juego flaquea un poco, pero dependerá mucho de las exigencias de cada usuario. Las canciones están divididas por «discos» y cada uno de ellos nos propone tres retos, que hará que desbloqueemos nuevos escenarios donde tocar. A mí solo me falta completar uno de los retos (es en modo Difícil y aún me cuestan las canciones más complejas, qué le voy a hacer) y sí que he echado en falta mucho más en cuanto a modos, la verdad.

Es cierto que hay rankings online que pueden servir de motivación para intentar mejorar nuestra marca, pero poco más. De hecho, tampoco hay ningún contenido multijugador, aunque el estudio trabaja en ello, una noticia fantástica. Pero, claro, hasta que eso llegue, hay que juzgar lo que tenemos delante. El juego, básicamente, nos ofrece tocar las canciones en tres modos de dificultad (fácil, normal y difícil) y completar algunos desafíos. No hay mucho más pero, al final, se trata de tocar las canciones, así que tampoco creo que sea algo muy determinante. Por cierto, podemos comprar guitarras para utilizarlas en los conciertos.

Es más, las canciones se disfrutan muchísimo, que es lo importante. El juego es bastante preciso en los rasgueos y tiene algo que también facilita la experiencia: hay ciertas notas que se tocan únicamente poniendo bien los dedos en el traste, sin necesidad de rasguear las cuerdas (sí, había algo similar en Guitar Hero, pero esto va más allá, no es lo que estáis pensando). Hago dos lecturas de esto: por un lado, da la opción de ser más amable con la realidad virtual (no, no lo facilita, ya veréis) y, por otro lado, es una interpretación de técnicas de guitarra, como los hammer-on o pull-off.

Eso sí, lo único que no me ha gustado en absoluto a nivel de gameplay es que, en ciertas ocasiones (solo en modos normal y difícil que yo me haya fijado), una nota sale en llamas. Si fallamos esa nota, una de las cuerdas de la guitarra se suelta y se desafina. Para volver a colocarla, tenemos que intentar afinarla moviendo el clavijero en un «pequeño minijuego» (por llamarlo de alguna forma). En mi opinión, es una penalización totalmente excesiva y fuera de lugar, que rompe completamente el ritmo de juego y no es divertida. Es algo injusto. Ojalá lo quitaran, de verdad os lo digo.

Unplugged: Air Guitar

De esos videojuegos que hay que probar

Más allá de los peros, que los tiene, Unplugged: Air Guitar es un imprescindible para aquellos que disfrutaron de Guitar Hero hace años y para todos los fans del rock and roll y géneros similares. Buenas canciones, jugabilidad divertida, un seguimiento de manos que sorprende y una inmersión tremenda son los argumentos principales de uno de los mejores juegos musicales que he probado. Llevo varios días pensando en llegar a casa para seguir jugando y ese es el mejor análisis que puedo hacer. Compradlo, es uno de esos juegos que hay que probar y disfrutar.

Por último, dar las gracias a Koch Media España por cedernos una copia de Unplugged: Air Guitar.

Unplugged: Air Guitar
RECOMENDADO
Sal a escena en Unplugged y rockea las canciones más conocidas de bandas de rock famosas del mundo entero, como The Offspring, Weezer y Ozzy Osbourne. Ponte el visor de RV, usa el seguimiento de manos y toca la guitarra de aire frente a públicos cada vez más numerosos.
🟩 ¡Que me ha gustado! 👍
Buena selección de canciones
Seguimiento de manos muy conseguido
Inmersión y gameplay
🟥 ¡Que no me ha gustado! 👎
Se echa en falta algún modo de juego adicional
🔥 Mejores ofertas 🔥
COMUNIDADES
ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD